El mago de los suministros.

2 de febrero de 2014

El mago de los suministros.

El pasado 2 de Febrero, El País (Economía) entrevistó a Pepe Valderrama, CEO de Fullstep. Pepe habló de tecnología, ahorro, cifras y expansión. En definitiva, un repaso por la actualidad Fullstep desde la claridad y cercanía que transmite uno de sus principales directivos. A continuación, el reportaje completo:

Fullstep ayuda a sus clientes a ahorrar hasta 600 millones en adquisiciones.

Las compras no tienen secretos para Fullstep, un mago en conseguir ahorrar millones de euros anuales en las adquisiciones de sus clientes. Coca-Cola, Mahou, Gestamp, Campofrío, Schweppes, Reale, La Caixa, Huf Group, ING Direct, Allianz o FCC Logística son algunas del centenar de empresas analizadas por la enorme lupa de sus consultores para arañar un euro en los suministros. “Tardamos tres años en analizar una empresa, negociar con sus suministradores y adaptar a sus peculiaridades nuestro sistema de compras, conseguimos ahorros desde un 7% hasta un 10%. Hablamos de multinacionales que facturan miles de millones de euros anuales y gastan cientos de millones en sus compras”, asegura José Valderrama, consejero delegado de Fullstep.

Su sistema ahorra 600 millones de euros anuales a 100 empresas clientes. Son multinacionales, y entre todas suman 1.180 empleados encargados de comprar a 85.000 proveedores en una treintena de países de Europa, América y Asia. Un enjambre organizado por Fullstep gracias a su plantilla de treinta ingenieros informáticos y matemáticos capaces de adaptar y mejorar el sistema en función de variaciones como las de los precios de las materias primas, los movimientos fabriles de los proveedores, el desabastecimiento de suministros influidos por las guerras, la legislación o la política de los países. “Ahora adaptamos la plataforma tecnológica a la petición de la huella de carbono a los proveedores, algo exigido en los concursos de las Administraciones Públicas a nuestros clientes y por las exigencias de las cumbres mundiales medioambientales”, cuenta Valderrama.

Llegar a tal grado de sofisticación ha llevado más de 18 años, y ha requerido una ampliación de capital en la que el Banco Santander entró en el accionariado con un 8% del capital, y Campofrío, con un 15%. Eso fue hace 13 años, cuando Valderrama y Jorge Álvarez, fundadores y máximos gestores de Fullstep, mostraron sus credenciales con más de cinco años de experiencia al frente de las compras mundiales en Volkswagen. Cada año reinvierten en I+D un 20% de la facturación, que en 2013 ha llegado a los cinco millones de euros.

 “Nuestros competidores son las grandes consultoras o las empresas con plataformas tecnológicas de compras, que son fuertes en una cosa o en otra. IBM ha empezado a sumar ambas cosas, y nosotros somos líderes por esta combinación, tras la venta y partición del gigante Ariba a Accenture y SAP para completar sus deficiencias, ambos pagaron 4.000 millones de dólares por una empresa que facturaba 400 millones”, cuenta Valderrama.

El ahorro de costes es la cuadratura del círculo, en un mercado mundial endurecido por el e-commerce y la desintermediación manufacturera. Fullstep compite con una veintena de empresas, y tiene una estrategia a dos años para despegarse de ellas. Invertirá un millón de euros para adaptar su sistema de compras a las pymes españolas de más de diez millones de euros, sobre todo las de alimentación, y dos más para crecer mediante la internacionalización. “Estamos en una treintena de mercados para hablar con los suministradores de nuestros clientes o porque tenían fábricas en ellos. Así entramos en empresas alemanas o japonesas. Ahora queremos tener clientes en toda América”, indica el consejero delegado. Proyectan entrar en Chile, Colombia, México, Perú y ampliar la presencia en Estados Unidos. Después miran a Canadá.

Hoy, Fullstep cuenta con setenta empleados altamente especializados, y son responsables de 6.000 millones de euros en compras anuales, una parte de las cuales gestionan directamente. Tienen clientes de alimentación, automoción, banca y seguros, industria, servicios industriales y administraciones públicas de varios países.

Su secreto es deslindar el grano de la paja para abaratar. Con los proveedores imprescindibles hacen piña en la mejora de los aprovisionamientos a sus clientes, desde los embalajes hasta las fechas de entrega. Con los proveedores marginales llevan la compra a una especie de subasta mundial de proveedores para lograr el mejor precio. En la optimización de la limpieza de los centros comerciales de CB Richard Ellis, por ejemplo, han hecho la ecuación de las tareas y la ruta para sacar el máximo rendimiento. No hay nada que se les resista.

Fuente: http://economia.elpais.com/economia/2014/01/31/actualidad/1391187309_232677.html

Cerrar

Solicitar Demo

Por favor complete y envíe este formulario, y nos pondremos en contacto con usted a la mayor brevedad posible

captcha